Escolares de Porvenir conocen mejor aves fueguinas gracias a innovación pedagógica de profesora ICEC

Created with Sketch.

La región de Magallanes y Antártica Chilena posee innumerables aulas al aire libre para estudiar la naturaleza, inclusive, al interior de sus ciudades. Así lo demuestra el taller de medio ambiente que desarrolla la escuela Bernardo O’Higgins de Porvenir.

Recientemente, el programa Indagación Científica para la Educación en Ciencias (ICEC) – dependiente del Ministerio de Educación y ejecutado en la región por la Universidad de Magallanes – viajó a Tierra del Fuego para conocer y colaborar con este trabajo, que está a cargo de una de las docentes que participó del programa ICEC durante su primer año en Magallanes. Esta vez, la profesora de Educación Básica Carla Vega Mancilla, recibió apoyo de parte del Coordinador Académico de ICEC Alan Maldonado, en una experiencia de dos días que incluyó trabajo en aula y visita a terreno.

“Trabajamos en motivar a los niños en sus investigaciones (…) y en la parte de cómo ordenar sus datos; cómo esa información pasarla a papel para que la puedan divulgar después a la comunidad”, explicó Maldonado, quien compartió metodologías indagatorias útiles para el estudio que llevan adelante los escolares de sexto básico, a través de observación y registro. “Los niños fueron partícipes, y nos guiaron a nosotros como adultos en todo un recorrido académico sobre aves, en el entorno natural que ellos tienen que es la costanera”, agregó.

“El programa ICEC fue muy importante para mí”, dijo Carla Vega. “Todo lo que es técnico lo adquirí (…) más que nada en los congresos”, afirmó. También se manifestó satisfecha por sus alumnos, a quienes vio “súper contentos y participativos, ya que (Maldonado) era un profesor que no conocían, dinámico, que sabía, (…) porque un niño cuando siente que la persona que le entrega contenidos sabe, más se motiva a participar y a trabajar”, aseguró.

Lo que más llamó la atención de los estudiantes fue la experiencia vivida en el recorrido por la costanera. “Hoy vimos más aves de lo normal”, contó Dairis Sánchez Miranda, “y además vimos que había un ave que no habíamos visto, que es el cisne coscoroba”. “Aprendimos mucho de lo que el profesor sabía, y nosotros le pudimos enseñar lo que tenemos acá”, dijo Yasmín Mansilla, mientras su compañera, Constanza Rubilar, valoró que le enseñaran “más técnicas para anotar (porque) nos ayudó a extraer más información de la que ya teníamos, de la que anotábamos en nuestro cuaderno de investigación”.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *